Hola, descarbonización: se buscará eliminar las centrales termoeléctricas a carbón para el 2025

Esta discusión está teniendo lugar en la Comisión de Minería.
lunes, 1 de noviembre de 2021 · 10:51

El plan de descarbonización nacional implica que se alcance un estado donde el resultado de las emisiones de gases de efecto invernadero sea cero. Es decir, se busca emitir la misma cantidad que se absorbe, al contrario de lo que viene ocurriendo, que es que se emite más de lo que se absorbe.

Teniendo en mente las diferentes metas climáticas y de energía, la Comisión de Minería de la Cámara de Diputadas y Diputados se puso un objetivo: eliminar las centrales termoeléctricas a carbón para el año 2025. Esta propuesta recibirá, por supuesto, una serie de audiencias y talleres, donde invitadas e invitados puedan emitir sus opiniones profesionales.

Fuente: Ministerio de Energía - Chile.

Es necesario recordar que el Gobierno propuso descarbonizar la matriz energética, motivo por el cual el poder legislativo habría acentuado y acelerado todo lo relacionado con este objetivo. Por el momento, el objetivo será uno: prohibir la instalación y funcionamiento de estas centrales termoeléctricas a carbón.

El proyecto sobre este avance hacia la carbononeutralidad ya se encuentra en su segundo trámite.

Escuchas de las últimas semanas

A esta instancia legislativa acudieron durante las últimas semanas las siguientes personas: Sara Larraín, directora de Chile Sustentable, José Ignacio Escobar, líder de la Asociación Chilena de Energías Renovables (ACERA), y Carlos Finat, CEO de ACERA. También acudió el biministro de Minería y Energía, Juan Carlos Jobet.

Fuente: Chile Sustentable.

El secretario de Estado precisó que es necesario darle apoyo a esta iniciativa; no obstante, esta no debería afectar al suministro eléctrico nacional. Destacó tres puntos: la urgencia de incrementar el desarrollo de las Energías Renovables No Convencionales (ERNC) para compensar este retiro, contar con líneas de transmisión y, por último, no minimizar el rol que esta energía tiene actualmente.

¿Qué busca el proyecto?

Según el texto legal de la iniciativa que busca eliminar este tipo de centrales, un 78 % de las emisiones de gases de efecto invernadero emitidas por el país tiene su origen en el uso de combustibles fósiles, específicamente del carbón y el gas natural.

Fuente: 4e Chile GIZ.

El texto legal consta de dos artículos, que dictan lo siguiente: “Artículo único.- Se prohíbe la instalación y funcionamiento de plantas de generación termoeléctrica a carbón en el territorio nacional”. El segundo artículo, de aspecto transitorio, relata: “Esta ley entrará en vigencia el 31 de diciembre del año 2025 respecto de las plantas de generación termoeléctrica a carbón que tengan menos de treinta años de antigüedad”.

Las diferentes opiniones

Fue el 27 de octubre que el ministro Juan Carlos Jobet expuso sus últimas impresiones. Allí volvió a insistir en la necesidad de acotar el cierre de las centrales termoeléctricas a carbón a través de lo normativo, así como evaluar que la fecha final se extienda hasta el 2030. Desde ACERA retomaron un estudio del Instituto de Ciencias Complejas de Ingeniería, que dictó lo siguiente:

Ante un escenario de descarbonización total hacia el año 2025, se requiere la puesta en servicio de 18.000 MW renovables durante el periodo 2022-2025 para alcanzar un desarrollo económicamente adaptado.

Fuente: Universidad de Santiago.

Estas palabras fueron sustentadas por el líder de ACERA, que declaró que, actualmente, tan solo se encuentran 10.000 MW en desarrollo, por lo que se debería impulsar un desarrollo de generación a una mayor tasa, sobre todo solar y eólica: “Esto nos hace pensar que es muy difícil cumplir la meta que pone este proyecto, es decir, es inviable”.

La líder de Chile Sustentable señaló la necesidad de acotar por ley el cierre de este tipo de industrias antes del 2040 para cumplir con la descarbonización, tal y como se acordó, ya que las empresas cuentan con este presupuesto. Aclaró que de las 28 centrales que existen, 18 de ellas firmaron su plan de cierre para el 2025: 5 de ellas ya están cerradas y 2 lo estarán a final de año.

10 centrales no se han comprometido con esto. Si no se establece por ley el cierre, aplicará el acuerdo voluntario de los incumbentes. Tal vez no se pueda el cierre al 2025, pero puede ser el 2030. Lo importante es que haya una fecha clara que obligue y no deje esa decisión a la voluntariedad.

Fuente: ACCIONA.

A estas palabras se sumó el ministro Jobet, que hizo hincapié en la aceleración del plan de descarbonización: “Estamos apurando el proceso lo más que hemos podido; la política energética dice que deben retirarse estas centrales el 2030 y creemos que es un plazo viable, no queremos generar un problema mayor porque las renovables no dan abasto”.

Estamos de acuerdo con el artículo, pero insistimos: la clave está en no afectar la seguridad del suministro eléctrico y el precio que actualmente pagan los consumidores. Estamos dispuestos a dialogar para mejorar esta propuesta.

Noticia sobre la neutralidad de carbono en desarrollo.

Otras Noticias